Lista de morosos: el ASNEF

Las entidades financieras que ofrecen créditos o préstamos personales y otro tipo de productos considerados como financiación, consultan los registros de morosos antes de su concesión. La más consultada es el ASNEF.

Si se está incluido dentro de estas listas va a resultar difícil, pero no imposible, conseguir un préstamo con ASNEF.

Apelando en primera instancia al cuidado para no caer en redes de prestamistas que acaban siendo timadores que se aprovechan de las personas que necesitan dinero rápido, podemos centrarnos en ver las formas más sencillas y seguras para solicitar estos préstamos con ASNEF:

  • Solicitar préstamos a través de créditos rápidos: Dan la opción de conseguir dinero urgente a través de entidades financieras. Simplemente hay que rellenar un formulario de solicitud a través de internet, la cual será concedida, siempre y cuando la deuda presente en ASNEF no sobrepase los 1000€ por impagos a entidades financieras o bancos.

 

  • Préstamos en casas de empeño online: Otra opción viable, pero no tan conocida, es el empeño de bienes de gran valor (coches o joyas generalmente), donde se puede conseguir dinero inmediato y se recuperará de nuevo el bien empeñado al devolver el préstamo en el plazo establecido.

 

  • Préstamos a través de tarjetas de crédito: Esta opción es muy conocida para las personas que dispongan de una tarjeta de crédito, ya que es posible obtener el crédito de las mismas en efectivo o en la cuenta bancaria, pudiendo disponer de un crédito inmediato. La tarjeta con la que se opere ha de haber sido concedida previamente a estar incluido en dicha lista.

 

  • Préstamos con garantía: Se trata de préstamos con aval de un bien, a poder ser un vehículo o una vivienda en la que se consigue aproximadamente un 40% de su valor ya que la entidad posee la garantía por el bien avalado.